3.16.2011

¿Qué fue primero la palabra o el significado? (el huevo y la gallina 2.0)

1. La realidad es significación en tanto que representa ontológicamente una semantica previa. La ontología está en la semática.
2. La semántica no es cerrada, es más bien metafórica. Sin embargo, sí es congruente con un total óntico actualizado. No hay necesidad, por supuesto, de que el total óntico actualizado sea congruente con sus precedentes pues estos sólo lo son en tanto que referidos al total óntico (imposibilidad epistemológica actual, no total).
3. Empero,  habiendo aceptado que la semántica ontológica es metafórica y no más bien cerrada, aún cabe preguntar que clase de proceso (actual) se tiene para  desarrollar dicha semántica. Es claro que dado que no es cerrada no podrá ser por el medio de la definición aristotélica, y lo que es más, no podría ser así pues existen elementos reales los cuales no son susceptibles de definición para su significación tales como los valores, las sensaciones y los sentimientos.
4. Lo anterior quiere decir, que me encuentro bajo la convicción de que hay elementos de lo real que si bien no sobrepasan el ámbito de la semántica, sí sobrepasan el ámbito de la semiótica (el lenguaje, el cual podríamos ahora aventuradamente concebir como un poderoso móvil semántico mas no un generador de la misma).
5. Pues ¿Cómo podemos afirmar que el lenguaje, el signo, configura una realidad si esa realidad ya está supuesta?... Está claro que el lenguaje es el camino a la significación, es el condicionante de la significación, pero no es, jamás, la significación misma, siempre cambiante, el referente se encuentra fuera del signo y no es condicionado por este, siempre y cuando sepamos que en efecto es el SIGNO el que condiciona nuestro ACCESO a dicho referente. (Lo que viene primero epistemológicamente es posterior ontológicamente)
6. Es como si el lenguaje fuera una llave, la llave condiciona el abrir una puerta, si no tenemos esa llave no la podemos abrir, y depende de las llaves que tengamos (el lenguaje que poseamos) el mundo que podemos abrir ante nosotros, pero la llave en sí no es el referente mismo, pues si lo fuera, no podría explicarse la mutación lingüística. Generamos nuevas palabras a partir de nuevos significados, no es que generemos nuevos significados con la sola invención de nuevas palabras, aunque bien necesitemos de NUEVAS PALABRAS para re-descubrir los significados que se les ocultan: Hay que lingüistizar para crear y dar vida a los fantasmas. Hay que hacer cosas con palabras. 
7. ¿Cómo creamos nuevas llaves? Nadie hace individualmente un mundo para sí. La inicial - y vaga - noción semántica que origina la creación de una palabra puede estraviarse en el camino de la intersubjetividad y dicha palabra terminar siendo llave (configuradora de realidad) de otra cosa hasta el momento por nadie conocida pero colectivamente posibilitada, casos como estos abundan en la historia.
8. El camino más sabio para acceder el topos uranus semántico, es darle rienda suelta a la incongruencia.

0 comentarios:

Publicar un comentario

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

<< Página principal

 
Nombre: Daniel Ricardo
Lugar: Xalapa, Veracruz, Mexico
........................
Toda verdad es curva. N. *-*-*-*-*-*-*-*-*-*-*-*